Sinoé

Sinoé

domingo, 22 de julio de 2012

DEL DIOS HOMBRE AL HOMBRE DIOS



Hola de nuevo queridos Dioses en potencia, hoy me propongo dar un punto de vista sobre cómo ha ido evolucionando la figura de los soberanos regentes de nuestros pueblos desde los orígenes de los mismos hasta la actualidad.

El Dios Hombre

Al principio de la instauración de la Consciencia Divina y con ella el nacimiento del “homo sapiens” se fueron formando grupos de humanos unidos por necesidad y vibración creando así las primeras poblaciones rústicas y primitivas lideradas siempre por el más fuerte del grupo, la fuerza animal era la que determinaba quien era el líder y el que tomaba las decisiones en el grupo.

Con el paso de los tiempos y avanzando el ser en consciencia y en aumento de vibración fue atrayendo cada vez más a su sí la inspiración divina limpia hasta el punto de conseguir que el plan divino cósmico le otorgara avatares para encauzar y dirigir a pueblos enteros, fueron los tiempos de los grandes Dioses, Reyes, Reinas y Grandes Maestros cuyas canalizaciones con los mundos superiores eran continuas y permitían recibir las adecuadas instrucciones para dirigir a la masa por el bien de la evolución global.

La capacidad de canalizar estuvo durante siglos en manos de seres de carácter introspectivo y de gran sutilidad ya encarnados a este efecto y con la misión de salvaguardar los grandes misterios de la humanidad, de ahí los principios de la ciencia oculta y la religión primitiva sacerdotal que hasta nuestros días sigue presente junto a los gobernantes de países en mayor o menor medida y ya de una forma bastante descompuesta y manipuladora de masas.

El Hombre Dios

Recordando el ciclo evolutivo desde la Fuente Divina en sutilidad hasta la densidad, para volver a la sutilidad os digo que con este proceso del que os hablo, pasa absolutamente lo mismo como no podría ser de otra forma.

El hombre gobernante, con el devenir de los tiempos, la aparición de la moneda, de los primeros negocios y de las propiedades ha ido despertando en él el egocentrismo y con ello la avaricia, los celos, la envidia, la rabia y el ansia de poder y con esto se ha ido alejando del Dios que era pero no para quedarse quieto sino para volver a ascender hacia la Fuente Divina de la cual fue emanado, este es el Hombre Dios.

Esto nos puede hacer comprender los tiempos actuales de nuestra existencia en los que las grandes masas están gobernadas por auténticos necios ya que son Hombres Dioses y no Dioses Hombres como antes lo fueron, este es el encanto de la evolución.

Muy pronto con el cambio de ciclo y el aumento de vibración del colectivo volveremos a ir en dirección a nuestro centro, a nuestro Dios, estamos iniciando el retorno a la fuente de la que partimos ya que estamos cruzando la “tercera dimensión” de vibración y entrando el cuarta con lo cual mas allá de la mitad del camino puesto que son siete las dimensiones.
Llegará el tiempo para todos se sentarnos a la derecha del Padre para seguir co-creando mas ciclos, este es el camino.

No os preocupéis por nada, solo ocupaos, no os instaléis en el recuerdo porque os creará nostalgia mas no os fijéis en el futuro porque os creará ansiedad, anclaos en el presente y trascendedlo día a día, instante a instante dejando fluir todo porque así viviréis en la verdad.

Eso es todo por hoy amigos/as.

No hay comentarios:

Publicar un comentario